Proponen que las escuelas capaciten en economías del conocimiento

El ministro de Gobierno y Justicia, Regino Amado; la ministra de Educación, Susana Montaldo; y la secretaria de Relaciones Internacionales, Virginia Ávila, mantuvieron una segunda reunión con autoridades del Clúster Tucumán Tecnológico, encabezadas por su presidente, Leandro Parache, para dialogar acerca de la digitalización de las escuelas y la preparación de los futuros recursos humanos para incorporarse a la industria del conocimiento.

Del encuentro participaron también la secretaria de Estado de Educación, María Gabriela Gallardo; el secretario de Producción, Eduardo Castro; la subsecretaria de Relaciones Internacionales, Carolina Marañón; el director Ejecutivo del IDEP, Maximiliano Martínez Márquez; miembros del Clúster Tucumán Tecnológico y equipos técnicos de Educación y Gobierno y Justicia.

Al término del encuentro, la ministra de Educación destacó: “queremos ofrecerles a nuestros jóvenes la posibilidad de que se preparen en nuevas áreas del conocimiento vinculadas a la tecnología y al mundo digital, que son fundamentales, porque les estamos dando una herramienta para el futuro y para que puedan insertarse en el campo laboral”. 

En esa línea, Montaldo anunció la conformación de un equipo para trabajar, a partir del próximo año, seleccionando las escuelas y analizando la situación de la conectividad de los establecimientos. Mientras que el 6 de diciembre las áreas volverán a reunirse con empresarios del sector informático para articular propuestas entre el campo laboral, el campo empresarial y la educación, de acuerdo a los perfiles laborales más demandados por la industria.

“Las empresas necesitan incorporar jóvenes con ciertas capacidades y desde la educación, tenemos que darles esas herramientas porque el siglo XXI tiene un ritmo de cambio vertiginoso, especialmente en el ámbito de la tecnología”, añadió Montaldo.

Por su parte, la secretaria de Relaciones Internacionales, Virginia Ávila, sostuvo que “la idea de los encuentros es poder articular transversalmente en el Gobierno con todas las áreas que están involucradas en la economía del conocimiento, las empresas, la producción y la educación”.

Ávila explicó, además, que la necesidad de personal formado en robótica o informática “no aplica solo en las empresas programación para el área de software, sino también a las compañías textiles de la provincia, porque la innovación y la productividad vienen de la mano de la incorporación de ciencia y técnica, y las nuevas maquinarias están demandando también mano de obra calificada en esta dirección”.

La secretaria indicó que “en cuanto a los tres elementos, tierra, capital y trabajo, Tucumán en tierra ya tiene todas sus hectáreas producidas”, por lo que las propuestas sobre cómo hacer crecer a la provincia vendrán desde “incrementar el capital a través de la innovación, de la atracción de nuevas inversiones y eso va a ser transversal a toda la matriz productiva de la provincia. Hoy empezamos con el software”.

Leandro Parache, presidente del Clúster Tucumán Tecnológico, planteó la necesidad de reformular la educación en Tucumán “para que cada vez más chicos, profesores y educandos tengan en cuenta a la industria del conocimiento que necesita de talento bien formado y que ofrece trabajo genuino”. 

En ese sentido, la agrupación propuso cambios en la currícula escolar, en la forma de dictar las materias y el sumar algunos espacios de optativas para los estudiantes. “Además, como profesionales del sector privado, ofreceremos nuestros conocimientos. También copiando, por qué no, algunos ejemplos modelo de otras provincias, como son las escuelas PROA”.

Parache remarcó que las materias propuestas para sumar a los trayectos escolares son las dedicadas a la lógica o al pensamiento computacional y las matemáticas. Sin embargo, explicó que “en la industria del software no son todos programadores; hay muchos otros skills que no son técnicos que son parte de una empresa de software, como son la biotecnología o la nanotecnología”.

El primer paso, indicó el presidente del Clúster, será organizar espacios donde los chicos “puedan aprender y escuchar en qué consiste una empresa de software, cuáles son los roles y que también sean los padres los que conozcan esto, porque a veces hay una cierta resistencia de las familias cuando los chicos plantean que quieren dedicarse al gaming o ser tiktoker”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *